jueves, marzo 21, 2013

Cuando la ciencia te eleva sobre lo cotidiano

Hoy, mientras unos y otros andábamos ocupados con nuestros quehaceres, trabajando, estudiando, o cualquier otra cosa, a ese mismo tiempo, un grupo de científicos estaba dando una rueda de prensa sobre los datos de la misión Planck. Mientras que todos andábamos ocupados mirando hacia nuestros pequeños mundos personales, un grupo de congéneres nuestros, estaban compartiendo con todos nosotros lo que han descubierto de este universo del que formamos parte.

Ahora llegas a casa y enciendes el televisor, poco tarda en aparecer el telediario y como de costumbre asistimos a una exhibición de lo peor de nosotros mismos, guerras en otros lugares del planeta, actos terroristas, corrupción de políticos, la pobreza que no para de aumentar, en fin, nada de lo que uno pueda sentirse orgulloso como miembro de nuestra especie.

Pero acudes a internet y ahí puedes encontrar con detalle lo que esta mañana ha compartido ese grupo de científicos con el resto de la humanidad. Estos congéneres nuestros han conseguido acercarse con más precisión que nunca a los primeros instantes del universo, han sido capaces de decirnos el tiempo que, como mínimo, lleva existiendo el universo. Nos dan detalles de su composición, de la velocidad a la que se está expandiendo y muchas cosas más. Gracias a ellos, y a su labor científica, conocemos un poco mejor parte de la historia de por qué existimos. Nos ayudan a conocernos mejor a nosotros mismos, sabemos que somos el producto de una evolución de unos 13.800 millones de años, nos hacen sentir pequeños e insignificantes pero al mismo tiempo nos elevan sobre lo cotidiano, nos hacen volar cual supermanes, nos recuerdan durante unos instantes que somos capaces de realizar hazañas increíbles, nos recuerdan lo raros y preciosos que somos, capaces de las peores pesadillas, pero también de los mas increíbles de los sueños.

Hace pocos millones de años, nuestro linaje daba los primeros pasos en las estepas africanas, millones de años después, con todos nuestros defectos y limitaciones a cuestas hemos conseguido recorrer un largo camino, sabemos más del universo de lo que ninguna generación de seres humanos ha sabido jamas, y seguramente este proceso no se detenga. Las futuras generaciones conseguirán saber más de lo que sabemos nosotros, e incluso conseguirán saber cosas que nosotros no somos capaces ni de soñar. Todo esto ha sido posible gracias a la ciencia, ¿cómo es posible que haya gente que no tenga interés en ella? Si no se tiene interés por la ciencia es porque alguien ha matado a la curiosidad, lo cual es una lástima, no dejemos que nos arrebaten la curiosidad, no dejemos que nos adormezcan, no dejemos que nos cierren las puertas al universo. Hay mucho por saber y aprender, mucho con lo que fascinarnos, mucho con lo que soñar. A todos aquellos que hacen que todo esto sea posible, que no se rinden, y siguen investigando y haciendo avanzar el conocimiento poco a poco, y paso a paso, solo puedo darles las gracias. Sois grandes, muy grandes, y sois mis héroes.

3 comentarios:

  1. Excelente artículo; me queda más claro por qué la ciencia no tiene el protagonismo que debiera.
    Obviamente se vende y ve más mucho más atractiva la estupidez del reality en la TV; pensar no vende, investigar no es lo que tira, por hacer ciencia en no se mueven los millones que saltan con la modelo estítica que en horario prime sale al aire para contarnos "su trascendente verdad".
    Es más fácil matar el tiempo con eso que dedicarse a pensar; pero es simple romper el círculo, es posible observar y entender un poco más, la ciencia lleva a eso, por sobre lo cotidiano.

    ResponderEliminar
  2. Muy buen artículo, yo a veces alucino con algunas noticias y descubrimientos, pero supongo que la mayoría de la gente pasa del tema.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo11:19 p. m.

    La ciencia es el motor que implulsa mi vida, los descubrimientos no dejan de asombrarme, nunca, como decís siempre está el asombro de lo que desconocíamos y que sus métodos sacan a la luz esas interrognates, sea cuál fuese el área de la ciencias de la naturaleza.

    ResponderEliminar